Por qué son importantes los valores familiares

Muchas personas no piensan en los valores de su familia hasta que surge una crisis que las obliga a tomar decisiones que pueden ir en contra de sus creencias. Si bien es posible que nunca hayan identificado sus valores, de repente se dan cuenta de que algo no encaja del todo en lo que creen. Es entonces cuando las personas se dan cuenta de la importancia de los valores familiares para la estructura y el funcionamiento. 

Los valores familiares pertenecen a los miembros individuales de la familia, a toda la familia como unidad y a la sociedad en la que vivimos. Como ciudadanos, la mayoría de las familias compartirán un conjunto común de valores como el amor por la libertad o la importancia del ahorro. Este tipo de familias suelen planificar el futuro y deciden administrarse con plataformas como zetafinance.co, donde utilizan soluciones de pago avanzadas para administrar el récord y organizarse mejor como grupo de forma financiera.

Los valores familiares nos ayudan a determinar lo que está bien y lo que está mal. Y no solo tienen que ver con nuestra moral sino también con nuestros roles, creencias y actitudes.

¿Para qué sirven los valores familiares?

Los valores fuertes ayudan a los jóvenes a entender quiénes son y de dónde vienen. Aprenden más que solo cómo comportarse en una situación particular. Los niños viven con valores y aprenden a actuar en la vida diaria, independientemente de las diversas situaciones.

  • Para construir una base firme. Los valores familiares son importantes en muchos niveles diferentes. Establecen una base para la familia y crean una estructura. Con una base sólida, una familia puede mantenerse firme frente a las creencias opuestas. Sobre todo, los hijos sabrán que siempre hay un lugar seguro para expresarse.
  • Para crear un sentido de identidad. Los sólidos valores familiares también guían para tomar decisiones, criar a los hijos y saber cómo proteger a la familia de influencias externas peligrosas. Además, te hacen ser quien eres, tanto como familia como miembro individual.
  • Decisiones de guía de ayuda. La importancia de los valores familiares contribuye en gran medida a ayudar a los hijos a saber lo que está bien y lo que está mal. En otras palabras, tener valores sólidos puede ayudar a vivir en armonía con los ideales. Los hijos adultos tomarán decisiones de manera más natural y sabrán que estarás orgulloso. Los miembros más jóvenes de la familia podrán resistir mejor la presión de los compañeros y tomar buenas decisiones.

Cómo inculcar valores familiares

Para establecer valores familiares sólidos, primero debes saber qué valores son importantes para ti y qué deseas transmitir a tus hijos. Puedes crear una declaración de misión familiar como un equipo de padres o con toda la familia nuclear. Luego, utiliza las actividades familiares y la crianza positiva para reforzar esos valores fundamentales cada vez que surja la oportunidad.

Por ejemplo, felicita a tus hijos cuando hagan algo que respalde los valores que les estás enseñando. Además, reconoce que tu comportamiento es una parte importante de la enseñanza a través del ejemplo.